Carta abierta a Débora Goldstern

Lista completa de temas 


 EL PELIGRO DEL POCO CONOCIMIENTO
por Horacio Velmont
Contacto
 

Existen buscadores del conocimiento que por alguna razón logran armar el rompecabezas y llegar a la verdad. Éste es precisamente el caso de Gabriel Silva.
Es por esto que quedé un poco sorprendido al encontrar en Internet un artículo de Ana Débora Goldestern que lo criticaba y lo tildaba de esotérico peligroso.

16 de octubre de 2014

Gabriel Silva – Un caso de Peligrosidad Esotérica – Débora Goldstern©

Gabriel Silva 
Un caso de Peligrosidad Esotérica
Débora Goldstern©

Semanas atrás hablando con un amigo, éste me contó el actual panorama europeo en cuanto esoterismo, dominado por la new age y otros desvíos más acuciantes, dándose cita toda clase de personajes, quiénes sintiéndose mensajeros o canalizadores del género, imparten su mensaje, previo pago de una abultada suma, amén de otros costos también onerosos. 

En su mayoría, debido a la formación intelectual de quiénes se presentan como los gurúes de esta nueva era tan confusa, estos asesores espirituales resultan casi inofensivos que puesto sobre las cuerdas rápidamente se desinflan ante los primeros reclamos, claro que otros como el caso a comentar, representan un peligro el cual se debe alertar, debido a su creciente ascendencia actual. 

Sobre este personaje conocido en el ambiente como Gabriel Silva, aunque desde ya decimos, cuenta con más apelativos dependiendo de la individualidad adoptada según la ocasión, tuve mi primer dossier ya hace algunos años, advertida por declaraciones disonantes, que lo vinculaba a la tierra hueca como presentador exponencial, al cual debemos agregar el tema pirámides, del cual se considera un experto (negocio de por medio). Un dato que me interesó sobre manera sobre Gabrielito, es su acendencia argentina, llevando radicado en la madre patria desde 1997, como bien se desprende de su biografía en la cual destaca: 

“Investigador desde niño por necesidad y vocación. Estudios regulares y universitarios, pero realmente formado e informado por sus propios medios, disidente del academismo del sistema de mercado. Especializado en piramidología (desde 1973), psicología, antropología, esoterismo y política. Recursos laborales: Cantante, escritor, pintor de cuadros, explorador de minerales y desde 2001, empresario (www.piramicasa.com)”. 

Como decimos nuestra promesa autodidacta, se marchó un día a la vieja Europa con el objetivo de impartir sus conocimientos e ideologías de las más extremas, en que parece no importar a la hora de citarlo como referente en entrevistas, talleres, congresos, etc, etc. 

A estas alturas se estarán preguntando porque debemos hacer un encomillado en cuanto a Gabriel Silva, para más datos, Vargas también, puesto no parece representar peligro alguno ¿o sí?. Veamos. 

En el 2009 el siempre polémico Rafael Palacios, lo sacá del anonimato de “culto”, haciéndole un reportaje, donde Silva se despacha como “colaboracionista de la dictadura argentina”, realizando experimentos de psicotrónica dentro del departamento de inteligencia en calidad de agentes secreto. 

Sobre esta “revelación”, le señala a Rafapal, que mantuvo silencio por veinte años, agregando además su adhesión a los represores los cuales lucharon contra “los guerrilleros malvados” ¿Desaparecidos?, bien gracias. Teniendo en cuenta que esta entrevista data de hace unos cuantos años, consulté a un periodista local sobre estas “tremendas afirmaciones”, haciéndome ver que podríamos estar “ante carne podrida lanzadas como una forma de alimentar su imagen”. Pero la cosa no quedaba ahí. 

Amén de estas “¿fabulaciones”, Silva ya venía cosechando su reputación como racista consagrado, según leemos en estas líneas del 2002: 

“Con la inmigración brutalmente forzada de Judíos y Negros, las razas se vieron mezcladas de modo muy conveniente al mercado. Esta “diversidad revuelta” produjo toda clase de pestes pandémicas y crónicas, que alimentaron el comercio de la medicina y la farmacopea alopática. Aparecieron los tipos humanos llamados Zambos: mezcla de Cobrizo-Amarillos (aimaráes y coyas), con Negro; y los Mulatos: mezcla de Negro y Blanco o Negro y Criollo (el Criollo es mezcla de Cobrizo y Blanco). Los hebreos sólo se mezclan en cuidadas proporciones con Blancos, pues la incompatibilidad genética con otras razas se hace muy evidente en la primera o segunda generación. La raza judia alienta la mestización de todas las demás razas, como quien mezcla vacas para hacerlas más productivas y mansas, pero sus dirigentes son muy cuidadosos de la propia, que originada en clonaciones prehistóricas (leer el Génesis bíblico) necesita de la Aria para realimentarse.” 

Sin inmutarse en lo más mínimo hoy en 2014 y debido a la proliferación de Internet, Silva increíblemente, a pesar de este pasado cuestionable, está siendo rescatado, y sufriendo una creciente fama en los círculos europeos, como una voz a escuchar, que no espanta a sus interlocutores de “La Caja de Pandora“, cuando suelto de cuerpo enuncia en “Tierra Hueca, Hiperbórea y Primordiales”, reconvertido en: “Vocero de la Orden Templaria Votivvm Hermeticvs y Primer Maestre de la Orden Templaria Trifolium Templis Ordo”: 

“Los primordiales son los verdaderos amos arios de este planeta, de los cuales nosotros somos una degeneración genética”. Es más, muchos de esos híbridos desviados no deben ser considerados humanos en en sentido de la palabra, por sus taras psicológicas …JODER TÍO! 

A través de la disección de Silva y sus distintas encarnaciones, tenemos un panorama actual de los peligros que acarrea sumergirse en estos temas, en especial tierra hueca-hiperbóreos y esoterismo de escuela, sin las debidas precauciones. 

Un ejemplo que espero sirva para aquellos que intentan el estudio de estas disciplinas. Nada es nunca lo que aparenta …! Vieja leyenda hermética.

Continuar leyendo en:

http://cronicasubterranea.blogspot.com.ar/2014/10/gabriel-silva-un-caso-de-peligrosidad.html?showComment=1416313554163#c7613192464376916654 

Si Débora hubiera estudiado la Biblia III, Testamento de todos los tiempos, del iniciado Ramiro de Granada, además de los libros y videos de Gabriel Silva, por supuesto, nunca se hubiera atrevido a escribir este artículo, porque en ese libro se revela una verdad que se mantuvo oculta, precisamente para que no fuera bastardeada, tanto por intereses espurios o por ignorancia.
Ésta es la razón por la cual existen las órdenes esotéricas, para guardar el conocimiento evitando que se pierda, se tergiverse o directamente se oculte. No obstante, “los tiempos son llegados” y el conocimiento oculto se revela. Pero al principio es para pocos, y luego se va difundiendo para la comprensión de todos y se transforma en un conocimiento público. Algo similar al hecho de que la Tierra no es el centro del universo, que a muchos que lo afirmaban la Inquisición los quemó en la hoguera.
Es una fortuna para Gabriel Silva que la época de la Inquisición ya pasara, porque de lo contrario estaría ardiendo, y seguramente Débora ayudaría a acercar algunas ramitas para que el fuego encienda mejor.

El problema de Débora es que su conocimiento se basa en la “historia oficial”, sin darse cuenta de que la historia oficial es totalmente falsa.
Seguramente, como muchos, cree en el dios Jehová y todo lo que cuenta la Biblia de él, y por supuesto que Jesús fue crucificado.


Con respecto a que tilda de racista a Gabriel Silva, también ignora la verdad de la creación del hombre y también la que subyace detrás del mito de Adán y Eva.
Cuando uno lee la Biblia III, Testamento de todos los tiempos, y salvo que uno sea muy ignorante o muy cerrado, se produce una expansión del conocimiento que uno tenía y fundamentalmente ese rompecabezas que teníamos mal armado empieza a tomar forma y sentido.
Lo primero que se aprende, por supuesto es el bulo de la crucifixión de Jesús. La crucifixión de Jesús fue un invento de la Iglesia para hacer creer que la mansedumbre es la conducta apropiada para ir al Paraíso.
¿Cómo nadie -me incluyo, obviamente- se dio cuenta o siquiera sospechó que algo así nunca podía ser verdad.
¿Cómo el Paraíso podría alcanzarse solamente siendo dócil como una oveja que va sin protestar al matadero? 
Para reforzar esta idea se le hizo decir a Jesús que cuando a uno le pegan en una mejilla hay que poner la otra.
Verdaderamente, cuando uno sabe la verdad, es muy difícil no sentirse muy estúpido y pensar con que facilidad nos engañan. Bueno, por lo menos así me sentí yo. Y desde ya que es otra falacia eso de que “la violencia engendra la violencia”, especialmente cuando la violencia se justifica. La meta es siempre que las “ovejas” no se rebelen.
Lo otro que se aprende en la Biblia III, y que produce verdadero escozor, es sobre quién era -y es- el famoso Jehová, un ser humano como nosotros, pero Primordial, que clonó a Adán y Eva de sus propias células (“los creó a su imagen y semejanza”) y que para que no sean como él los hizo mortales.
Desde ya que estamos hablando del organismo físico (los Humanos Primordiales no mueren como nosotros sino que Ascienden), porque nuestro espíritu es por esencia ya inmortal.

Este perverso ser, un científico demente que se creyó Dios, echó a Adán y Eva del Paraíso o Jardín del Edén (ubicado obviamente en la Tierra hueca), condenándolos al mundo de la superficie (a ellos y a toda su descendencia, es decir, a nosotros), donde la vida es mucho más difícil.
 
Jehová no solo clonó a Adán y Eva sino también hizo experimentos creando seres monstruosos, y al final sus hermanos Primordiales, hartos de sus creaciones demenciales, también lo echaron a él.
Este ser degradado, que simuló ser Dios ante el pueblo israelita, lo utilizó para alimentarse de sus emociones negativas: miedo, dolor y todos los padecimientos humanos.


¿Quién en su sano juicio, ahora que la verdad salió a la luz gracias a Gabriel Silva, entre otros, puede seguir sosteniendo que Jehová es Dios cuando hizo a “su” pueblo escogido matar a otros pueblos para apoderarse de sus tierras, sin perdonar a las mujeres y a los niños y a sacrificar en rituales sangrientos a seres humanos y animales. Y por supuesto que continúa haciéndolo.
Y así podría seguir hasta el infinito demostrando que cuando Débora critica a Gabriel Silva lo hace desde el desconocimiento. Pero si bien no es culpable, sí es responsable cuando esa crítica es injusta y puede sumir más a la gente en la ignorancia.
Desconozco si estas explicaciones, hechas con las mejores intenciones, pues todos nos equivocamos, llegarán a ella, pero si lo hacen espero que estudie la Biblia III y el material que se encuentra en los sitios del Grupo Obnosis y del Grupo Ruanel, y luego rectifique sus dichos, porque más allá de que Gabriel Silva no se merece tales críticas, con ellos puede haber desviado a muchos del camino del conocimiento verdadero. Que no es la historia que nos han hecho creer y que Débora sigue ingenuamente.
.

El origen oculto del hombre
¿Por qué somos engañados tan fácilmente?

Màs información: Lista completa de temas

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s