Desaparición de Antoine Saint-Exupéry

Lista completa de temas 

¿QUÉ LE SUCEDIÓ AL AUTOR DE EL PRINCIPITO?

por Horacio Velmont
Contacto
 

Antoine de Saint-Exupéry (29 de junio de 1900 – 31 de julio de 1944) fue un escritor francés que cultivó el género de la novela autobiográfíca de aventuras y la narrativa infantil. Nació en el seno de una familia noble en la ciudad francesa de Lyon. Era el tercer hijo, de cinco hermanos, del matrimonio entre el vizconde Jean-Baptiste de Saint-Exupéry y Marie de Fonscolombe.

Fue un escritor y aviador francés famoso por ser el autor de “El principito” y una serie de novelas de aventuras sobre aviación, como “Vuelo nocturno” o “Tierra de hombres”.   Fue también un exitoso piloto militar y comercial. Su vida está salpicada de toda clase de hazañas y aventuras que marcan decisivamente su obra literaria, donde refleja sus experiencias vitales, su concepción de la amistad y el amor, y su punto de vista existencialista.

Desapareció en un accidente aéreo cerca de la costa de Marsella cuando se encontraba en una operación militar durante la Segunda Guerra Mundial. Durante ésta Saint-Exupéry se incorporó de nuevo a la fuerza aérea, de la que se había retirado, a pesar de que su estado físico estaba muy deteriorado por la cantidad de accidentes aéreos que había sufrido. El 2 de septiembre de 1939 se produce la Declaración de Guerra y Saint-Exupéry es enviado a Toulouse para encargarse de la formación de nuevos pilotos en el aeródromo de Montaudran. Aunque la autoridad militar lo declara “no apto” para realizar misiones de guerra, consigue que lo incorporen al grupo de reconocimiento aéreo 2/33. Con aviones Potez 63/7 y Potez 63/11, se encarga de realizar misiones de reconocimiento aéreo sobre Alemania y sobre la ciudad de Arras que le valdrán una mención del Ejercito del Aire y la adjudicación de la Medalla de Guerra. En 1940, tras desmovilizarse del ejército, vuelve a París. Pero no por mucho tiempo porque debido a la caída de Francia ante las tropas alemanas, se marcha en exilio a Nueva York y California. En 1942 publica su nuevo libro“Piloto de guerra”. En los Estados Unidos trató de involucrar a la opinión pública americana para actuar contra Hitler. En ésta línea se publica una carta en el “New York Times Magazine” y en el “Canadá”, de Montreal, titulada “Carta abierta a los franceses de todas partes” y más tarde “Carta a un rehén”.

Su casa en el exilio se convierte en punto de encuentro de los intelectuales franceses expatriados. En 1943 sale a la venta su obra más publicada Le petit prince o El principito.   En 1943 vuelve al servicio activo y se integra como capitán al “7º Ejercito Americano”. Pertenece al “3-rd PHOTOGROUP” con base en La Marsa, cerca de Túnez, realizando misiones sobre la Francia ocupada al mando de un LIGHTNING P-38. Asciende a comandante el 25 de junio y el 12 de agosto vuelve otra vez a la reserva. Pero en 1944, ante su insistencia es enviado de nuevo a su escuadrilla, a la que se incorpora en su base de l’Alghero, Cerdeña. Escribe para la revista “Life” su “Carta a los jóvenes americanos” a instancia del reportero John Philips, que hace las últimas fotos de Saint-Exupéry en la pista y en su avión.

El 31 de julio de 1944, su avión desapareció en el Mediterráneo durante el transcurso de un reconocimiento aéreo dedicado a preparar el desembarco de las tropas aliadas en Provenza, al sur de Francia. Había partido pocas horas antes de la isla de Córcega con su avión, un Lightning P38. Se le da por muerto. De forma póstuma se publicó en 1948 su cuaderno de notas, con el título de “La ciudadela”.

No hubo pruebas de lo que le había ocurrido a Saint-Exupéry, o a su avión, hasta que en 1998 una pulsera de plata con su nombre y el de su esposa apareció a las orillas de la costa de Marsella. Gracias a la aparición de la pulsera las autoridades francesas comenzaron la búsqueda de los restos del avión. Así fueron descubiertos, en 2003, los restos del avión Lightning P38, cerca de donde se descubrió la pulsera. Sobre el panel de la caja del turbo-compresor, aparecía una serie de cuatro cifras aisladas y grabadas manualmente, 2734, seguidas de la letra L. Según los investigadores se trataba del número de fabricación que correspondía con la matrícula militar 42-68223, la del avión de Saint-Exupéry. Sin embargo aún no se conocía la razón del accidente, si había sido derribado, había perdido el control, o se trataba de un fallo mecánico.

Finalmente, en el año 2008, un piloto de las fuerzas aéreas alemanas llamado Horst Rippert hizo unas declaraciones al diario francés “La Provence” afirmando que fue él quien derribo a Saint-Exupéry..

SESIÓN DEL 03/10/12

Médium: Daniel Asamuya
Interlocutor: Denyse Gómez
Entidad convocada: Ruanel, espíritu de quien fue Ronald Hubbard

INTERLOCUTOR: Ésta es una sesión para tratar de averiguar si es cierto, como lo afirman algunas corrientes ufológicas, que el autor de El Principito, Antoine de Saint-Exupéry, fue abducido por extraterrestres que lo llevaron a su planeta para que hiciera alli de mentor. ¿Es realmente así?
RUANEL: No, los extraterrestres no tuvieron nada que ver, el avión de Saint-Ezupéry fue derribado en una acción de guerra por un caza alemán. Incluso ustedes ya tienen el dato de quien fue pues la noticia se ha publicado en todos los periódicos.
INTERLOCUTOR: Sí, es cierto, ese dato ya se ha difundido masivamente. También se encontraron los restos del avión. ¿Qué sucedió con el cuerpo?
RUANEL: Quedó totalmente destrozado por el impacto.
INTERLOCUTOR: También fue noticia, en 1998, cuando se encontró cerca de la costa de Marsella una pulsera de plata que llevaba inscrito su nombre y el de su esposa. Esto sería la demostración de que lo que usted dice de que el cuerpo quedó todo destrozado es verdad.
RUANEL: Correcto.
INTERLOCUTOR: ¿Es cierto lo que dijo el piloto alemán que derribó el avión que si hubiera sabido que lo pilotaba el autor de El Principito no lo hubiera derribado?
RUANEL: Sí, porque Saint-Exupery era un personaje muy querido y respetado por todos.
INTERLOCUTOR: ¿Habría algo más para agregar?
RUANEL: Sobre la desaparición del escritor, no.
INTERLOCUTOR: ¿Podría ser interesante realizar una sesión para aclarar algunos aspectos del libro El Principito, incluso invocando al propio espíritu que en vida animó al escritor?
RUANEL: Sí, por supuesto..

LECTURA COMPLEMENTARIA

http://afp.google.com/article/ALeqM5hHZZtXHl4myWwiV4pNoiuTEGPMpg

UN CAZA ALEMÁN DERRIBÓ EL AVION DEL AUTOR DE “EL PRINCIPITO” EN 1944
(AFP) – 16/03/2008 MARSELLA (AFP) – 2004
El avión del escritor francés Antoine de Saint-Exupéry, autor de la célebre obra ‘El Principito’, cuya desaparición en 1944 no se pudo aclarar nunca, fue abatido por un caza alemán cuyo piloto reveló los hechos 64 años después.
“Todo ocurrió en Toulon”, reveló a la AFP el alemán Horst Rippert, piloto de la Luftwaffe durante la Segunda Guerra Mundial. “Volaba por debajo de mí, mientras efectuaba yo una misión de reconocimiento en el mar. Vi una insignia, viré hacia un lado para colocarme detrás de él y lo derribé”, explicó Rippert, de 88 años.
El avión cayó al agua. “Al piloto nunca lo vi”, aseguró Rippert. Fue el 31 de julio de 1944. Ahora, 64 años después de la misteriosa desaparición de Saint-Exupéry, Rippert cuenta los hechos en una obra que se publicará en Francia el 20 de marzo.
“Si hubiese sabido que era Saint-Exupéry, no le habría abatido jamás”, reconoció el ex piloto de la Lufwaffe, quien añadió que no supo hasta mucho tiempo después que era el responsable de la desaparición del escritor.“En nuestra juventud, todos le leíamos y adorábamos sus libros”, reveló.
La resolución del misterio de Saint-Exupéry y la localización de Rippert, que posteriormente fue periodista del segundo canal de la televisión alemana, ZDF, fue posible gracias a una larga investigación realizada por el submarinista marsellés Luc Vanrell, y por el fundador de la Asociación de Búsqueda de Aviones Perdidos Durante la Guerra, Lino von Gartzen.
La historia ha sido escrita en un libro por Vanrell y por el periodista Jacques Pradel, que lleva el título “Saint-Exupéry, el último secreto”. La misteriosa desaparición del escritor motivó todo tipo de hipótesis hasta que un pescador marsellés encontró en 1998 una pulsera con el nombre “Saint-Ex” en su red de pesca. Dos años más tarde, Vanrell encontró los restos de un avión Lighting como el que pilotaba el escritor.
En 2003, tras sacar del mar los trozos del avión, el número de serie del aparato reveló que se trataba del avión de Saint-Exupéry. Junto al aparato del autor de El Principito se encontraron también restos de un avión Masserschmitt alemán y las investigaciones apuntaron hacia ese país. “Pueden dejar de buscar. Fui yo quien derribó a Saint-Exupéry”, dijo Rippert cuando fue contactado por Lino von Gartzen.
Saint-Exupéry partió del norte de la isla de Córcega el 31 de julio de 1944 a bordo de un Lightning P38 para realizar una misión de reconocimiento y observación fotográfica para preparar el desembarco en Provenza. Pero nunca regresó a la base. Los restos del aparato están actualmente expuestos en el Museo del Aire y del Espacio de Bourget, cerca de París.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s