Hablemos de la Pedofilia y de los pedófilos

Lista completa de temas

 ¿PERVERSIÓN O ENFERMEDAD MENTAL?

Horacio Velmont

Contacto

Resultado de imagen para imagenes pedofilia84bd2-pedofiliaImagen relacionadaResultado de imagen para imagenes pedofilia sacerdotes
.
Para los propósitos de esta nota definiremos a la Pedofilia como la atracción sexual de los adultos hacia los niños o adolescentes. Dentro de esta amplia definición, la Psicología enlista una enorme diversidad de categorías que no nos interesan porque son absolutamente superfluas.
Para que desde un principio se sepa hacia donde apuntamos, diremos que la Pedofilia no es una perversión sino una enfermedad mental, y como tal, curable.
Resultado de imagen para imagenes mie4do a volar
Resultado de imagen para imagenes miedo a las arañas
Resultado de imagen para imagenes claustrofobia
Y para ponermos en tema comenzaremos con una adivinanza: ¿En qué se parece el miedo a volar, el temor a las arañas, el pánico a los espacios cerrados y la atracción sexual hacia los niños? Respuesta: en que todos estos trastornos tienen el mismo origen.
bondad-solidaridad
Uno  de los más importantes descubrimientos de L. Ronald Hubbard fue que el hombre es inherentemente bueno y solidario. Entonces se preguntó cómo es que la maldad entra en él.
En otras palabras, y a efectos del tema que abordamos: ¿Cómo es que un ser humano inherentemente bueno y solidario, con un amor también inherentemente sano hacia los niños, puede estar al mismo tiempo atraído aberradamente hacia ellos?
Por supuesto que los pedófilos justifican de alguna manera esa aberración, pero esto es por lo que se denomina “racionalizaciòn de la aberración”.
Resultado de imagen para imagenes trance hipnotico
La mejor manera de entender a la Pedofilia es mediante el hipnotismo. Si se hipnotizara a una persona sana, con un amor natural hacia los niños, y se le ordenara como sugestión poshipnótica que al despertar, cuando el operador se toque la nariz, sentirá una gran atracción sexual hacia ellos, se verá que si se le solicita una opinión sobre la pedofilia la justificará de alguna manera, incluso diciendo que el General San Martín se casó con Merceditas cuando ella solo tenía 15 años. Esto se llama “justificación o racionalización de la aberración”.
Esto es así porque la mente analítica, al no saber el origen de su aberrada opinión, tiene que inventar una razón lógica, ya que inherentemente no puede admitir que está demente por creer algo así.
Resultado de imagen para imagenes hipnosis de salon
Para que se entienda mejor esto cabe recordar el caso clásico de la persona hipnotizada a la que se le ordenó quitarse las medias y colgarlas de la araña, y que cuando se le preguntó por que había hecho algo tan disparatado respondió, tratando de darle un tinte racional al asunto: “porque estaban húmedas y en la araña se secarán más rápido”.
Resultado de imagen para imagenes hombre enojado
Si el operador también le dio la orden de que cuando se toque la corbata odiará a los pedófilos, cuando lo haga verá que el sujeto cambia de opinión y comenzará a maldecir en contra de ellos, e incluso dirá que habría que encarcelarlos de por vida o directamente castrarlos o matarlos.
Resultado de imagen para imagenes quemadura leve
Entrando a profundizar más en el tema, señalemos que la Pedofilia, como todos los trastornos mentales, entran en la mente como una orden hipnótica en algún momento de inconsciencia. Esto es así porque las órdenes hipnóticas se implantan en todo momento en que hay algún grado de disminución del poder analítico. Y esto sucede siempre, incluso cuando ocurre algo muy leve como una simple quemadura.
Resultado de imagen para imagenes mente reactiva
Esas órdenes hipnóticas se denominan técnicamente “engramas” y se alojan en la segunda mente del hombre, descubierta también por L. Ronald Hubbard, y que denominó “reactiva” porque reacciona ante un estímulo determinado. Se trata de un mecanismo de supervivencia que todos los seres vivos poseen.
La paradoja es que mientras que por un lado la mente reactiva salva al organismo ante un determinado peligro haciéndolo huir, por el otro lo aberra. Esto es así porque no se puede construir un mecanismo de supervivencia que al mismo tiempo no lo perjudique. Es algo similar a que por ejemplo una operación de apendicitis, que salva la vida del paciente, no puede ser realizada si al mismo tiempo no se lesiona al organismo con un bisturí. Desde ya que es preferible la salvación de la vida aunque uno quede después con la posibilidad de aberrarse.
c1938-color11lifting-cervico-faciial-1
“Yo prefiero a los niños…”
Como el quirófano es el mejor ejemplo en estos casos, porque además de la inconsciencia hay dolor de por medio, circunstancias “ideales” para el implante de las más aberrantes órdenes hipnóticas, imaginemos que los cirujanos conversan -ignorantes de que las células del paciente están grabando todo como engramas- y uno de dice al otro: “yo prefiero a los niños”.
Resultado de imagen para imagenes pedofilia
El paciente, que llevará al despertar la orden de “preferir a los niños”, sin saber que esta preferencia no es su idea sino que le ha sido implantada, puede considerar irracionalmente que esa atracción es sexual, y aquí tenemos un engrama de lujo, potenciado por la inconsciencia de la operación y aumentado por el dolor, que lo hace más compulsivo.
El pedófilo -que por un lado es responsable pero por el otro también una infeliz víctima- tiene que justificar de alguna manera su inclinación, como ya hemos señalado, para poder vivir su vida sin volverse loco. 
Resultado de imagen para imagenes sorpresa
El pedófilo puede estar aberrado solamente en este sentido, y por el resto ser una persona completamente normal. Esto explica, cuando lo descubren, la perplejidad de las personas que lo han conocido como una buena persona y que no pueden entender este lado oscuro de ella.
Existe también un factor agravante, y es que la mente reactiva se hace obedecer a través del dolor, imponiéndolo cada vez más fuerte cuanto más la persona se resiste a cumplir el mandato contenido en los engramas. Por eso no es fácil resistirse a la mente reactiva cuando ordena “hacerlo” con los niños.
Imagen relacionada
Hubbard no solo descubrió la mente reactiva y los engramas sino también como eliminarlos de modo que no haya más compulsión. El proceso se denomina “auditación”. Pero no es el tema de esta nota.
Resultado de imagen para imagenes pedofilo sacerdote
Siendo el pedófilo más un enfermo que un pervertido, lo que necesita es compasión y por supuesto tratamiento, aunque resulte casi imposible “digerir” el hecho de que tal o cual persona haya abusado de un niño, especialmente cuando por su condición de sacerdote, padre o maestro tienen la obligación de protegerlos.
Como lo expuesto es solo un esbozo del funcionamiento de la mente reactiva y los engramas, ya que el asunto es muy complejo, sugerimos la lectura del libro de L. Ronald Hubbard “Dianética, la ciencia moderna de la saluda mental” o, por lo menos una síntesis de él en este link:

La Ciencia de la Mente Ilustrada (Parte I)
(libro completo: al pie se incluye el link para acceder a la parte siguiente)

LECTURAS COMPLEMENTARIAS
DIANÉTICA Y CIENCIOLOGÍA
La verdad sobre Cienciología
Consecuencias de nuestros actos hostiles
Mente reactiva y programación MK Ultra
¿Por qué mierda tengo ataques de pánico?
Vendo o alquilo trastornos mentales
¿Qué nos sucede cuando cometemos un acto hostil …
El que las hace ¿las paga o no las paga?
¿Juicio por jurados o juicio por aberrados?
Internet profunda (Deep Web)
El castigo, ¿sirve para educar?
Padres contra hijos (la educación traumática)
La verdad sobre la adicción a la comida
La mente reactiva, tu archienemigo
Adopción homosexual, ¿sí o no?
La verdad sobre el Bondage
La verdad sobre la felicidad
La verdad sobre el Psicoanálisis (Parte I)
La verdad sobre el Psicoanálisis (Parte II)
Criminología, ¿ciencia o seudociencia?
La verdad sobre el dolor
Muerte de un hijo, ¿se puede superar?
No creas en todo lo que piensas
Psiquiatría Forense, ¿ciencia o seudociencia?
La terapia de choque
El mito del libre albedrío
Psiquiatría, una siniestra seudociencia
Terapias de aversión, añadiendo leña al fuego
El Electropsicómetro, el aparato que le falta a la Justicia Penal
Facundo Manes, el cavernícola
¿Son recuperables los Amish?
¿Robledo Puch puede salir libre?
El contagio de la aberración en la sociedad
El verdadero origen de la violencia de género
La verdad sobre el duelo amoroso
Pedofilia, ¿amor a los niños o enfermedad mental?
Cómo transformar a un niño vivaz en autista
Los aplaudidores de Cristina, ¿por la plata baila el mono?
La violación de Rocío Girat
Jorge Lanata contra la Psiquiatría
El misterio de los “Niños Solares” de Paquistán
Lo que los médicos, los psicólogos y los psiquiatras ignoran
La mujer golpeada y el botón de contacto
Muhammad Ali, víctima del boxeo
Cristina y el mito de la impunidad
¿El perro es el mejor amigo del hombre?
Cristina y la violación de los códigos morales
Los humanos robots
La verdad sobre el “baypass gástrico”
Por qué defiendo a Cienciología
La razón por la que se ataca a Cienciología
Los heterosexuales “flexibles” (crossdressers)
Falacias de la Neurología
Síndrome del impostor
Corrupción, método infalible para exterminarla de golpe
Todos somos dementes hasta que se demuestre lo contrario
Nunca preguntes: “¿Por qué lo hiciste?”
Los peligros del hipnotismo
El caso del médico asaltado que mató al ladrón
El caso de El Estrangulador de Boston
Lo que ignoran los maestros escolares
La verdad sobre la bisexualidad
Trastorno de Identidad de la Integridad Corporal
Disfunción sexual, la Psicología cada vez más lejos…
¿Por qué ganó las elecciones Donald Trump?
¿Qué es “pensamiento justificado”?
Tom Cruise y la maldición de Cienciología
Marlon Brando y la violación de María Schneider en … (Último tango en París)
La verdad sobre la cirugía estética
Carta abierta a los cirujanos
El muelle, peligroso juego sexual adolescente
La verdad sobre el “Trastorno Obsesivo Compulsivo …
La depresión, sus verdaderas causas
La verdad sobre la homosexualidad y la poligamia
La verdad sobre las técnicas de liberación emocional (EFT)
Hablemos de tetas, con perdón de la palabra
El fraude de las encuestas
¿Matar una cucaracha crea Karma?
¡Ufa con el miedo a volar! (Aerofobia)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s