¿Qué es la erotomanía?

Lista completa de temas

 EL SÍNDROME DEL DELIRIO DE AMOR

Horacio Velmont

Contacto

Resultado de imagen para imagenes erotomania
Resultado de imagen para imagenes erotomania

Veamos, en primer lugar, un artículo extraído de Internet sobre el tema.
http://conceptodefinicion.de/erotomania/

Esta palabra es de origen griego: “eros” que se refiere a “Amor” -algo que todos sabemos lo que es-  y “manía”, que es sinónimo de “locura”. La Erotomanía es considerada por los expertos un trastorno mental, en el que el individuo que la padece tiene la falsa creencia de que otra persona está enamorada de ella. Este trastorno también es conocido como el síndrome de Clérambault o delirio de amor.

La persona que es objeto de la fantasía generalmente es de un nivel social superior al de la persona trastornada, pudiendo ser una persona desconocida al inicio , o algún actor, estrellas de música, etc.

Desde el punto de vista del Psicoanálisis la Erotomanía puede presentar tres fases: la esperanza, la desilusión y el rencor. El erotómano es capaz de investigar hasta lo más mínimo de la persona objeto de su deseo, y puede llegar hasta conocerlo y hacer todo lo posible por provocar un encuentro entre los dos; sin embargo, si en este encuentro el erotómano no logra que la persona le confiese su amor, es muy posible que entre en depresión, ira, desilusión.

Este padecimiento es muy común en mujeres solteras, tímidas, que nunca han tenido relaciones sexuales, con poca vida social y que siempre están fantaseando con su príncipe azul.

Los especialistas consideran que la aplicación de un tratamiento a base de antipsicóticos pudiera controlar y llegar a disminuir un poco los episodios de delirio del afectado.

Los llamados “fans” de algún artista de la televisión o de la música pueden tener un poco de este trastorno llamado erotomanía. Por ejemplo: La escena de una película en donde una chica entra a trabajar en una empresa y queda enamorada de su jefe, y en su mente piensa que él también le corresponde, cuando en realidad no es así, a partir de ese momento la chica comienza a acosarlo, y hasta habla con la esposa de su jefe y le dice que él está enamorado de ella y que tienen una relación, la chica en su delirio llega a volverse violenta y atenta en contra de la vida de la esposa del jefe. Y aunque esto fue algo ficticio, esta película demuestra un claro ejemplo de lo que una persona que sufre de este desorden mental puede llegar a hacer.

Lo anteriormente expuesto es, reiteramos, desde el punto de vista del Psicoanálisis, que solo habla de síntomas, pero al no hablar de su origen falla por la base. Mi abuelita, sin saber nada de Psicología también puede hablar de síntomas. Es decir, cualquiera puede hacerlo, y para ello no se necesita estudiar, ni menos aún ser psiquiatra o psicólogo.

Resultado de imagen para imagenes erotomania

Para comprender cabalmante lo que es la “erotomanía” veamos primero lo que es el enamoramiento.

Mucho se ha hablado del enamoramiento, en particular para distinguirlo del amor. En esto prácticamente todos los expertos han coincidido: estar enamorado no es lo mismo que sentir amor.

Para evitar confusiones y dejar desde el principio aclarado el tenor de esta nota, precisemos que el enamoramiento no tiene una base real porque es un fenómeno impredecible y aleatorio que surge en razón de que a través de nuestra existencia vamos creando inconscientemente gustos sobre un ideal de persona que con el tiempo se va haciendo más sólido.

Cuando finalmente esa acumulación de gustos se percibe en una determinada persona se produce en el enamorado un indescriptible impacto emocional de felicidad, al punto de provocar notables cambios fisiológicos en su organismo.

Aparece, entonces, un intenso deseo de intimidad con esa persona, de tenerla cerca, sea para tocarla, abrazarla o tener sexo con ella, de un intenso deseo de reciprocidad, es decir que esa persona sienta lo mismo que nosotros, lo que genera a su vez un intenso temor al rechazo.

A esto se le agrega una pérdida de concentración en las tareas cotidianas en razón de los frecuentes e incontrolados pensamientos sobre esa persona.

También se produce ante su presencia, real o imaginaria, una fuerte activación fisiológica que involucra nerviosismo, aceleración cardíaca, etc.

Surge, asimismo, una hipersensibilidad ante los deseos y necesidades de esa persona que impulsa a satisfacérselas.

Quizás lo más llamativo del enamoramiento es una superidealización del otro, percibiendo solamente sus características positivas.

¿Pero acaso el enamoramiento no tiene ningún valor? La respuesta obvia es que sí tendría valor si perdurara, lo que en la inmensa mayoría de los casos no sucede porque en cuanto varíen las características de la persona por las cuales nos enamoramos, el enamoramiento se acaba siguiéndole una penosa sensación de frustración.

¿Cuándo se acaba el enamoramiento? El enamoramiento se acaba si cuando nos enamoramos de una silueta, esa silueta cambió. Si cuando nos enamoramos del cabello, la persona objeto de nuestros desvelos se quedó calva, y así por el estilo.

Son infinitas las causas por las cuales nos enamoramos y lo concreto es que si esas causas cambian, el enamoramiento concluye.

Esto no significa necesariamente que después nos quedemos sin nada, porque podemos haber llegado a amar a esa persona de la cual al principio solo nos enamoramos.

En este sentido se ha dicho, no sin razón, que el amor comienza cuando el enamoramiento acaba (Erich Fromm).

Quizás se podría decir, con más propiedad, que para saber si uno ama a la persona de quien se enamoró, primero tiene que dejar de estar enamorado de ella.

123363_si-no-quieres-decepcionesUno de los mayores problemas que trae el enamoramiento es que solo en muy pocos casos es recíproco. Casi siempre nos enamoramos de alguien que no nos quiere ver ni siquiera pintado.

Probablemente una de las más grandes frustraciones que puede padecer un ser humano es el enamoramiento no correspondido.

Es difícil comprender, cuando uno no sabe la verdad sobre el enamoramiento, el por qué esa persona no siente por nosotros lo mismo que nosotros sentimos por ella.

Claro está que el enamoramiento puede ser recíproco y muy duradero si las causas que lo produjeron continúan en el tiempo. Pero lamentablemente una circunstancia así aparece pocas veces.

12268_el-que-vive-de-ilusiones¿Cómo se combate el enamoramiento? La única forma es sabiendo que si de pronto alguien, a quien no conocemos en profundidad, nos encandila, allí puede haber una trampa para nuestros sentidos, y que esto no tiene nada que ver con el amor porque el amor implica conocimiento y no se puede amar lo que no se conoce.

También hay que saber que el enamoramiento se va con la misma rapidez con la que llega dejando graves secuelas de dolor y frustración muy difíciles de superar.

En conclusión, como el enamoramiento nos obnubila la razón, el hecho de saber sus verdaderas causas nos da la mejor arma para enfrentarlo, porque la realidad es que es pan para hoy y hambre para mañana.

Y ésta es toda la historia del enamoramiento.

Quienes han llegado hasta aquí en la lectura se preguntarán qué tiene que ver el enamoramiento con el “delirio de amor”, y la respuesta es que el delirio de amor es una exacerbación del enamoramiento.

Resultado de imagen para imagenes enamoramiento

Una persona sana, digamos normal, si se enamora -algo que prácticamente nos sucede a todos en el transcurso de nuestra existencia- sabe que ser correspondido es un albur, y que lo más probable es que no lo seamos. Y que si el enamoramiento es recíproco es por distintas razones, quizás por la figura de ella o por el cabello de él. Y por supuesto que es efímero: “Mientras el amor está asegurado con tornillos, el enamoramiento está prendido con alfileres”.

Imagen relacionadaDe modo que si no somos correspondidos, bueno, sufriremos un poco -o mucho quizás-, pero no insistismos más allá de lo prudente, y por supuesto no buscamos un puente alto para suicidarnos.

La persona aberrada, en cambio, es decir, la que sufre el llamado “delirio de amor”, como a ese enamoramiento se le agrega una orden hipnótica que alguien le implantó en el curso de su vida, no se resigna fácilmente. Mejor dicho no se resigna en absoluto.

Resultado de imagen para imagenes hipnotismo

Cuando hablamos de orden hipnótica no debemos pensar en un hipnotizador que le ha implantado a un sujeto una orden de este tipo, sino de alguien que habló cerca de una persona que estaba inconsciente y que por azar esta la recibió y la impulsó a tener un delirio de amor por una determinada mujer u hombre, según el caso.

Tales cosas suceden porque cada vez que alguien está inconsciente graba, a nivel celular, todo lo que sucede a su alrededor como órdenes hipnóticas, las que si más tarde se restimulan pueden causar aberraciones impredecibles en la víctima.

Resultado de imagen para imagenes quirofano

Si esto lo supieran los cirujanos dejarían de hablar mientras operan, salvo lo imprescindible, por supuesto, sabiendo que todo lo que digan se graba en las células del  paciente, similarmente a como lo hace un CD, y que más tarde pueden restimularse y causar en el paciente las más extrañas aberraciones. Estas órdenes hipnóticas se denominan técnicamente “engramas”.

Imaginemos un quirófano donde cirujanos y enfermeras conversan animadamente mientras le estirpan el apéndice a un paciente completamente anestesiado, ignorando que en ese estado su organismo es similar a un CD grabando todo lo que sucede, especialmente las conversaciones.

Y supongamos que uno de los cirujanos dice algo así como “a mí me gustan las mujeres rubias, iría hasta el fin del mundo por ellas”.

Esta frase, que en sí no significa nada, por un azar del destino puede ser interpretada irracionalmente más tarde por el paciente como un gusto exagerado por las mujeres rubias. Y si también por azar conoce a una mujer rubia que coincide con otros gustos sobre las mujeres acumulados a través de la vida, ese gusto se transforma en imperativo.

Resultado de imagen para imagenes hipnosis

Para que se comprenda mejor lo que decimos, imaginemos a un hombre enamorado de una mujer y un hipnotizador que lo pone en trance y le sugiere que tiene que encararla porque ella también siente lo mismo. También, para agravar la orden y hacerla más compulsiva, puede decdirle que su vida sin ella no tiene ningún valor. ¿Se comprende bien lo que sucederá?

Quien sufre del llamado “delirio de amor” tiene inevitablemente este tipo de implante.

Resultado de imagen para imagenes auditacion dianetica

Siendo, por lo tanto, el delirio de amor una orden hipnótica que no forma parte de la personalidad esencial de un individuo, al eliminársela (obviamente a través de la técnica descubierta por L. Ronald Hubbard) lo llevará nuevamente a la cordura y en consecuencia obrará racionalmente en esta cuestión. Y su sufrimiento será normal y podrá manejarlo.

Un caso famoso al que se le atribuye este tipo de enfermedad es el de John Hinckley Jr, que disparó seis tiros contra el presidente Ronald Reagan en 1981 cuando este salía de un hotel. No intentó escapar y cuando declaró sobre el atentado fallido, alegó que lo hizo para impresionar a Jodie Foster, con quién se había obsesionado cuando la vio en su personaje de prostituta en la película Taxi driver. Anterior al atentado se había mudado a Connecticut solo para estar cerca de ella. No paraba de llamarla por teléfono, le dejaba cartas en su casa y la esperaba en cada sitio que ella frecuentaba. Al año del atentado, durante el juicio no fue hallado culpable por estar psicológicamente enfermo y fue destinado a permanecer en un centro psiquiátrico.

LECTURA RECOMENDADA
La Ciencia de la Mente Ilustrada (Parte I)
(libro completo: al pie se incluye el link para acceder a la parte siguiente)

LECTURAS COMPLEMENTARIAS
DIANÉTICA Y CIENCIOLOGÍA
La verdad sobre Cienciología
Consecuencias de nuestros actos hostiles
Mente reactiva y programación MK Ultra
¿Por qué mierda tengo ataques de pánico?
Vendo o alquilo trastornos mentales
¿Qué nos sucede cuando cometemos un acto hostil …
El que las hace ¿las paga o no las paga?
¿Juicio por jurados o juicio por aberrados?
Internet profunda (Deep Web)
El castigo, ¿sirve para educar?
Padres contra hijos (la educación traumática)
La verdad sobre la adicción a la comida
La mente reactiva, tu archienemigo
Adopción homosexual, ¿sí o no?
La verdad sobre el Bondage
La verdad sobre la felicidad
La verdad sobre el Psicoanálisis (Parte I)
La verdad sobre el Psicoanálisis (Parte II)
Criminología, ¿ciencia o seudociencia?
La verdad sobre el dolor
Muerte de un hijo, ¿se puede superar?
No creas en todo lo que piensas
Psiquiatría Forense, ¿ciencia o seudociencia?
La terapia de choque
El mito del libre albedrío
Psiquiatría, una siniestra seudociencia
Terapias de aversión, añadiendo leña al fuego
El Electropsicómetro, el aparato que le falta a la Justicia Penal
Facundo Manes, el cavernícola
¿Son recuperables los Amish?
¿Robledo Puch puede salir libre?
El contagio de la aberración en la sociedad
El verdadero origen de la violencia de género
La verdad sobre el duelo amoroso
Pedofilia, ¿amor a los niños o enfermedad mental?
Cómo transformar a un niño vivaz en autista
Los aplaudidores de Cristina, ¿por la plata baila el mono?
La violación de Rocío Girat
Jorge Lanata contra la Psiquiatría
El misterio de los “Niños Solares” de Paquistán
Lo que los médicos, los psicólogos y los psiquiatras ignoran
La mujer golpeada y el botón de contacto
Muhammad Ali, víctima del boxeo
Cristina y el mito de la impunidad
¿El perro es el mejor amigo del hombre?
Cristina y la violación de los códigos morales
Los humanos robots
La verdad sobre el “baypass gástrico”
Por qué defiendo a Cienciología
La razón por la que se ataca a Cienciología
Los heterosexuales “flexibles” (crossdressers)
Falacias de la Neurología
Síndrome del impostor
Corrupción, método infalible para exterminarla de golpe
Todos somos dementes hasta que se demuestre lo contrario
Nunca preguntes: “¿Por qué lo hiciste?”
Los peligros del hipnotismo
El caso del médico asaltado que mató al ladrón
El caso de El Estrangulador de Boston
Lo que ignoran los maestros escolares
La verdad sobre la bisexualidad
Trastorno de Identidad de la Integridad Corporal
Disfunción sexual, la Psicología cada vez más lejos…
¿Por qué ganó las elecciones Donald Trump?
¿Qué es “pensamiento justificado”?
Tom Cruise y la maldición de Cienciología
Marlon Brando y la violación de María Schneider en … (Último tango en París)
La verdad sobre la cirugía estética
Carta abierta a los cirujanos
El muelle, peligroso juego sexual adolescente
La verdad sobre el “Trastorno Obsesivo Compulsivo …
La depresión, sus verdaderas causas
La verdad sobre la homosexualidad y la poligamia
La verdad sobre las técnicas de liberación emocional (EFT)
Hablemos de tetas, con perdón de la palabra
El fraude de las encuestas
¿Matar una cucaracha crea Karma?
¡Ufa con el miedo a volar! (Aerofobia)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s